ACTUALIDAD

25 de marzo, Jornada por la Vida: ``Acoger y cuidar la vida, don de Dios``

Con el lema «Acoger y cuidar la vida, don de Dios», la Iglesia celebra el 25 de marzo, solemnidad de la Anunciación del Señor, la Jornada por la Vida.

Comparte

Con ocasión de esta jornada, la Conferencia Episcopal ha elaborado materiales para su difusión. Además de los carteles y el subsidio litúrgico para este día, en el mensaje de la jornada los obispos señalan que  acoger y cuidar cada vida, especialmente en los momentos en los que la persona es más vulnerable, “se convierte en signo de apertura a todos los dones de Dios y testimonio de humanidad; lo que implica también custodiar la dignidad de la vida humana, luchando por erradicar situaciones en las que es puesta en riesgo: esclavitud, trata, cárceles inhumanas, guerras, delincuencia, maltrato”.

El 25 de marzo la Iglesia celebra la Jornada por la Vida, con el lema "acoger y cuidar la vida, don de Dios.

El lema de la jornada conecta con el hilo conductor que, desde la Comisión de Pastoral de la Provincia de San Juan de Sahagún, se ha propuesto para el año pastoral 2021-2022, y que viene expresado con la palabra “CUÍDALA”.

Los obispos lamentan que se permita jurídicamente y se promueva la eliminación de la vida por criterios económicos o utilitarios, alegando “humanidad” y desde el emotivismo. Sin embargo, afirman “lo cierto es que acabar con una vida humana es lo más contrario a la verdadera humanidad”. En esta situación hacen una llamada a acoger y cuidar la vida, principalmente la que se encuentra en una situación de mayor vulnerabilidad, como es el caso de los concebidos no nacidos o de los más enfermos o ancianos.

Especialmente invitan a los cristianos a ser “centinelas” del Evangelio de la vida, porque son testigos de su belleza como don de Dios, y porque vigilan para salvaguardarla de cualquier atentado o manipulación.

San Agustín y la defensa de la vida

La reflexión agustiniana sobre el hombre es también una reflexión sobre la vida. El religioso agustino, P. Pío de Luis, señala las siguientes coordenadas propuestas por san Agustín: “La primera, que, ante todo, es un don de Dios, que es él mismo Vida. Por ello, no cabe sino acogerla -la propia y la de los demás- con gratitud, pues cualquier desprecio a ella es también desprecio a su Donante.  Luego, Dios que constituye su origen último, representa también su término; que Él le da sentido, concebido en clave de felicidad que se identifica con Dios mismo”.

Por otra parte, explica que para el santo, “una vida que renuncia a la felicidad plena no es vida, y una felicidad que se pone un límite no es propiamente felicidad. Es el horizonte de trascendencia lo que hace que la vida sea auténtica, porque la falta de tal horizonte introduce ese límite que equivale a la muerte de la vida.  A partir de ahí, el obispo de Hipona contempla la única vida del hombre tanto en su dimensión física como en la espiritual, distinguidas ahora, aunadas después; tanto en la realidad presente como en su realidad futura, siendo la gozosa esperanza la que atempera la dureza del vivir de cada día”.

“Sí a la vida”

La plataforma “Sí a la vida” es una entidad cívica sin ánimo de lucro, apolítica y aconfesional, compuesta por más de una docena de asociaciones y organizaciones de la sociedad civil, cuyos objetivos principales son: la defensa del valor y dignidad de toda vida humana, cualquiera que sea su circunstancia o etapa de desarrollo; el apoyo a las madres con dificultades para llevar adelante su embarazo, ya sea por motivos económicos, sociales o personales; ofrecer alternativas al aborto y ayuda a las madres que han pasado por ese grave trance; la promoción de la familia como célula básica de la sociedad y el reconocimiento del valor y papel social de la maternidad y paternidad.

Entre los diversos actos destacan la Carrera por la vida, el domingo a partir de las 10:00 horas y la Marcha por la Vida 2022 en Madrid, también el domingo 27, a partir de las 12:00 del mediodía.

También te puede interesar

Suscríbete a nuestra Newsletter