ACTUALIDAD

Homenaje póstumo a Mons. Miguel Olaortua, OSA, por el Ayuntamiento de Zaragoza

El pasado día 21 de abril de 2021, el Excmo. Ayuntamiento de Zaragoza, presidido por su Alcalde, don Jorge Azcón, entregó las Medallas y Distinciones -2020 a diversas personas y colectivos que, con su vida de entrega y de servicio contribuyeron al bien de los habitantes de la ciudad de la Virgen del Pilar. Fueron recordados y galardonados, además de nuestro querido y no olvidado P. Michel -Mons. Miguel Olaortua Laspra († 2019)- colectivos como Víctimas del covid-2019, Personal Sanitario (tan entregado al cuidado de los enfermos durante la pandemia), la Policía Municipal, la Asociación de Mercados de Zaragoza, el cantautor turolense Joaquín Carbonell, entre otras personas y colectivos.

Comparte

El Ayuntamiento de Zaragoza ha entregado a título póstumo, al agustino Mons. Miguel Olaortua Laspra, la distinción de hijo adoptivo de la ciudad.

El acto tuvo lugar en la Sala Mozart del Palacio de Congresos y Exposiciones del Auditorio de Zaragoza, a las 19:00 horas, siguiendo en todo momento el muy bien organizado protocolo, guardando estrictas medidas de seguridad sanitaria contra el covid-19. El acto resultó muy emotivo y el calor y entrega del numeroso público asistente fueron absolutos con cada uno de los galardonados. Como es natural y “obligatorio”, no faltó una nutrida representación de miembros de la Comunidad Agustiniana, del Profesorado del Colegio, de amistades del P. Michel y de su familia al completo venida desde las tierras vascas. A todos nos emocionó encontrarnos en acto tan sentido, entrañable y familiar.

Representantes destacados de los grupos políticos del Ayuntamiento zaragozano “apadrinaron” a las personas y entidades galardonadas. Nuestro querido P. Michel (Mons. Miguel Olaortua), fue presentado por don D. Julio Calvo, esposo de la profesora del Colegio San Agustín en Zaragoza, Dña. Mari Carmen Sein. Don Julio hizo una emotiva, realista y extensa presentación de la persona de Mons. Olaortua, conocido en la ciudad por su entrega en actividades religiosas y humanitarias con los alumnos, por su labor como Director del Colegio y por la actividad pastoral en la parroquia Santa Rita, atendida por los agustinos, actividades todas ellas marcadas con la impronta personal del P. Michel: simpatía, cordialidad, buen humor…, cualidades que le hacían ser querido y apreciado por todos.

La distinción de Hijo Adoptivo de la ciudad, a título póstumo, fue recogida por D. Javier Olaortua Laspra, hermano gemelo de monseñor Michel. Javi, emocionado, pero con voz firme y serena, nos contó y -a más de uno nos recordó- anécdotas y circunstancias vividas y compartidas con  Michel, sin que estos relatos restaran un ápice de objetividad a la vida de total entrega que nuestro hermano Olaortua  demostró en todos los cargos y responsabilidades que desempeñó, tanto en España -principalmente en Zaragoza- como en las misiones de Iquitos -Perú-: Rector de la Comunidad religiosa, Consejero Provincial, Director y Profesor del Colegio, en el que creó grupos de jóvenes con los que organizó y celebró Pascuas Juveniles, grupo Casiciaco, creó el Minidomund con los alumnos del Colegio con el fin de obtener ayuda para colaborar y financiar necesidades humanas en lugares de misión; todos los años, era masiva la participación de alumnos del Colegio Agustinos en la procesión del Rosario de Cristal y en la Ofrenda de flores el día de la Virgen del Pilar, en las que el P. Michel se vestía siempre de baturro porque “aunque soy vasco, en Zaragoza me siento aragonés”. ¡Gracias, Javi, por tus palabras; ¡quienes te escuchamos las recordaremos siempre, así como tu buen decir y saber estar!

En el siguiente vídeo se puede ver la condecoración de Mons. Olaortúa Laspra en el Acto de entrega de medalla de oro y distinciones de la ciudad de Zaragoza. El vídeo es un extracto de la ceremonia completa publicada por el Ayuntamiento de Zaragoza en su canal de YouTube.

El acto fue clausurado con la interpretación de dos jotas aragonesas cuyos textos hacían referencia al motivo de la celebración. Finalmente, los representantes de los galardonados posaron en el escenario para hacerse la “foto de familia”. El ambiente que se respiraba era de emoción, alegría y agradecimiento por estos homenajes y distinciones tan merecidos.

Suscríbete a nuestra Newsletter